10 actividades para niños en verano

¿Buscas actividades para niños en verano? Durante las vacaciones, puedes realizar actividades con los niños para que descubran la belleza del entorno. En este artículo, nos gustaría darte algunas ideas de cómo lograr este objetivo este verano 🙂

Actividades para niños en verano

5 actividades para hacer en la playa

1. Caminar por la orilla del mar. Esta es una experiencia relajante con la que vivir el presente.

2. Realizar figuras de arena disfrutando del proceso creativo de dar forma al objeto deseado. Puedes fotografiar estas creaciones para tenerlas de recuerdo después del verano.

3. Mirar al cielo imaginando las figuras que dibujan las nubes a partir de las formas observables. Este ejercicio potencia la creatividad infantil.

4. Recoger piedras de playa. Después, puedes pintarlas en compañía de tus hijos. Un ejercicio decorativo muy creativo para pasar una tarde de verano en buena compañía 🙂 Si quieres más ideas sobre manualidades con niños, las encontrarás en estos posts.

5. Cerrar los ojos para escuchar el sonido del mar potenciando el descubrimiento del entorno a través de la información auditiva. El descubrimiento de la naturaleza nace a partir del contacto con la información recibida por medio de los sentidos. Sin duda, los sonidos de la playa transmiten agradables sensaciones de bienestar.

5 actividades para hacer en la montaña

1. Abrazar un árbol. Por medio de este ejercicio tan frecuente en los baños de bosque, los niños pueden sentir el poder del contacto con la naturaleza. Además, este plan resulta muy relajante.

2. Hacer fotografías de paisajes para inmortalizar escenas estivales por medio del arte fotográfico. Cuando el niño realiza este ejercicio no solo perfecciona su técnica, sino también su autoestima al observar los resultados. Después, puedes seleccionar algunas de estas fotografías para enmarcarlas a modo decorativo en el salón de casa.

3. Observar el firmamento en las noches de verano para contemplar la belleza del cielo estrellado en una sesión sencilla de astronomía para niños. Los niños están muy acostumbrados al contacto con la tecnología. Por esta razón, el ejercicio de observar el firmamento desde un destino de montaña resulta educativo.

4. Jugar a las adivinanzas tomando como temática central las palabras que describen objetivos observables de la montaña. Un ejercicio de creatividad que potencia la comunicación entre padres e hijos por medio de este diálogo centrado en desvelar la incógnita de aquello que debe ser adivinado.

5. Hablar en voz alta para escuchar el eco en aquel punto en el que se produce este efecto. Uno de los dibujos animados que muestra la importancia del descubrimiento de la montaña es Heidi. El eco es un fenómeno que produce sorpresa y curiosidad en los niños.

¿Por qué realizarlas?

Estas actividades para niños en verano pueden servirte de inspiración para programar un calendario de ocio estival que permita a los niños explorar el entorno en el que se encuentran tanto en la playa como en la montaña. ¿Te animas?

¿Te gusta? Compártelo

Deja un comentario